Módulo San Ignacio

El módulo de San Ignacio Cerro Gordo, de la Escuela Preparatoria Regional de Arandas, dependiente de la Universidad de Guadalajara.

 

Nace como iniciativa de un grupo de habitantes de la entonces delegación municipal de San Ignacio Cerro Gordo del municipio de Arandas, Jalisco, quienes ante la inquietud de sus hijos por continuar sus estudios de Educación Media superior y la incertidumbre de los adultos, sus papás, sobre si permitirles o no realizarlos fuera de la comunidad, incertidumbre acrecentada por las pésimas condiciones de las carreteras así como el que la mayoría de los aspirantes eran del sexo femenino con los riesgos que implicaba su traslado y que rompía los paradigmas de “el hombre para estudiar, trabajar y gozar y la mujer para el hogar”.

Por ello, los ciudadanos en cuestión, invitan a otros también interesados en que sus hijos estudiaran la Educación Media y por qué no la Educación Superior para de manera conjunta investigar la forma en que San Ignacio Cerro Gordo pudiera tener su escuela preparatoria, las primeras reuniones se celebraron en el local ubicado en la calle López Cotilla entre los interesados a los que se sumaron las autoridades municipales y religiosas, era entonces el año de 1992  y se planeó, como sucedió, que iniciara sus clases en el calendario escolar 1992-B.

Las clases dieron inicio como escuela incorporada de la Universidad de Guadalajara con 48 alumnos registrados para el primer semestre con una plantilla de 6 profesores, un director, una secretaria y un apoyo de intendencia.

 

Originalmente la nueva escuela preparatoria prestó sus servicios en el local del Colegio Niños Héroes amablemente prestado por la comunidad religiosa denominada Siervas del Señor de la Misericordia, el préstamo se realizó mientras duraba la construcción del edificio propio de la preparatoria, se pensaba en un semestre, duramos tres, muchas gracias por ello.

Posteriormente y ya avanzado el curso nos trasladamos al edificio construido con aportaciones de padres de familia, autoridades municipales y la Universidad de Guadalajara, donde trabajamos actualmente.

Es indudable que el sueño de los ciudadanos de San Ignacio Cerro Gordo de contar con una preparatoria en la localidad ha redituado con creces ya que en la actualidad se cuenta con una gran cantidad de profesionistas egresados de las aulas de la Universidad de Guadalajara y que forman parte de las fuerzas vivas de esta población alteña.

Los sueños de esos primeros hombres han demostrado que la gente de San Ignacio Cerro Gordo, como la Universidad de Guadalajara, Piensa y Trabaja.